¿Monotonía con tu pareja? Acábala con estos divertidos juegos sexuales.

juegosPor: Fabiola Ramírez Salas-Linares, columnista de Radiografía Informativa.

Todos tenemos en nuestra vida cotidiana determinadas actividades que tenemos que hacer: levantarnos, bañarnos, preparar a los niños para la escuela (si los tenemos), ir al trabajo, hacer actividades en casa, comer a ciertas horas, lavar, dormir etc. estas actividades constituyen nuestra rutina de vida.

Seguir una rutina es bueno, da seguridad y sensación de control, permite que nos organicemos mejor y que podamos hacer todas las cosas que tenemos pendientes; sin embargo, para la pareja la rutina puede ser perjudicial. Puede ser que notes que las conversaciones van disminuyendo, que la emoción se ha perdido, que ya no son los mismos. Y, si bien es cierto que no es lo mismo ser una pareja recién formada de novios o esposos, que una pareja de años, su relación puede salvarse de caer en el desinterés, la rutina y la monotonía.

Primero que nada, la idea es reafirmar el vínculo, tu pareja debe ver que te interesas en él/ella, interésate por su vida, celebra sus logros, llévalo(a) a celebrar las fechas importantes, prepárale una comida especial, comenten películas,  libros o artículos que ambos lean, compartan proyectos a corto y largo plazo; recupera  las cosas que los unieron y busca crear nuevas cosas.

En segundo lugar (aunque no por ser menos importante), hay que ahuyentar al aburrimiento y la rutina de nuestro dormitorio y para ello te propongo algunos juegos que te pueden ayudar:

Verdad o reto: necesitas preparar dos recipientes, en el primer pondrás preguntas, escritas en trozos de papel, dobladas para que no se vea la pregunta; en el segundo pondrás los castigos, puede ser una prenda, un beso (en la boca o en otra parte del cuerpo) o  un baile. Por turnos ambos tendrán que sacar una pregunta del primer recipiente, quien no quiera contestarla, deberá entonces sacar un papelito del otro y hacer el castigo.  Este juego les puede ayudar incluso si tienen problemas porque facilita la comunicación y les ayudará a conocerse mejor. Sin embargo, cuiden de no preguntar cosas que no desean saber, como de [email protected] ex o cosas que más tarde pueden reprochar en alguna pelea.

Juego de cartas: tienen que acordar jugar algún juego de cartas que los dos conozcan como canasta, poker, 21;  lo que irán apostando será la ropa y deberán poner sus prendas sobre la mesa, el que pierda debe hacer lo que el otro le pida, todo dentro del acuerdo previo de que es un juego sexual para hacerse en el dormitorio y con el consentimiento y respeto de la pareja.

Cartas intensas: necesitan una baraja inglesa de cartas. Cada figura representa una acción: corazones significa besos; diamantes será a un masaje; rombos serán estimulación manual; y finalmente tréboles equivaldrán a sexo oral. Los números de cada carta equivalen a los segundos que se tendrán que hacer ‘el castigo’; por ejemplo si sale un seis de corazones, quien haya tirado habrá de darle un beso de seis segundos al otro; si sale un 10 de tréboles tendrá que hacer sexo oral por 10 seg al otro.

La llamada erótica: este juego consiste en excitar a tu pareja con palabras. Es perfecta para esos días en los que por alguna razón no han podido encontrarse, verse, ni tocarse. Cuéntale todo lo que le harías si estuviera en ese mismo instante a tu lado y lo que te gustaría que te hiciera. Los detalles son el secreto para una llamada explosiva. Este sería un buen momento para hacerlo.

Olvidadizos: este juego consiste en llamar por teléfono a tu pareja un día o estando en la casa decirle que olvidaste -o que no te pusiste- ropa interior, la idea es dejarlo pensando en todas la implicaciones que tendrá esta situación. No olvides que a la hora de estar con tu pareja él querrá constatar que no lleves ropa interior así que sería deseable que no la llevaras para poder continuar con el juego.

Disfraces: también podemos jugar a ser otra persona o, incluso, un personaje de ficción. El uso de disfraces es una práctica que divierte a muchas parejas. Si aún no se han animado, es momento de probar. De repente él puede ser tu súper sexy Jack Sparrow, muy al estilo de Johnny Depp en Piratas del Caribe. Y chicas, vayan por las pelucas, escojan una que les guste y vivan la fantasía de ser otra, seduciendo a su pareja como lo hicieron la primera vez.

Finalmente, muchos juegos de mesa puede volverse sus mejor aliados si los juegan apostando prendas o posiciones sexuales.

Recomendaciones: Si nunca han realizado ningún juego de pareja empiecen poco a poco, es decir que si nunca te has disfrazado para tu chico probablemente no debas empezar con el disfraz de policía, inicia con algo más suave, quizá una minifalda tableada al principio. La idea es que se vayan acostumbrando y que no obtengan resultados contraproducentes. Vayan poco a poco compartiendo sus fantasías y animándose a jugar.

¿Se saben algún otro juego? jueguen y ahuyenten de sus dormitorios a la monotonía. Nos leemos la próxima vez.

Dudas, preguntas y sugerencias de temas, pueden escribir al correo electrónico: [email protected]

Entradas relacionadas

Dejar un Comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.